Make your own free website on Tripod.com
 

Parador "El Centinela"

a

Un entorno serrano


 
 
Luis María Cerone (concesionario del Cerro el Centinela) y su familia han combinado la belleza natural con construcciones de viejos ladrillos vascos, durmientes del ferrocarril, arpillera y adobe. El calor del hogar y la cocina a leña o bien en días muy cálidos al fresco de las arboledas, podrás disfrutar de una gastronomía única.
¿Cuál es el motivo que usted toma esta concesión?
El motivo por el cual nosotros estamos acá, además porque nos gusta el medio, es porque somos los dueños del pinar y granja que está acá al lado, o sea digamos el lindero del cerro, donde tenemos una explotación agrícola - forestal, que a raíz de la falta de cuidado del paseo público El Centinela por parte del municipio, derivó en el año ´94 precisamente en un incendio que se mete dentro de lo que es nuestro pinar donde perdimos 10.000 plantas; a través de ese accidente la municipalidad toma de alguna forma la iniciativa a través de Daniel Xodo que era el Secretario de promoción y desarrollo de ese momento, y toma la iniciativa de licitar esto en manera pública para empezar con la explotación, no se presenta nadie y bueno, en consecuencia nos presentamos nosotros siendo los adjudicatarios.
¿Cual es el objetivo de trabajo?
El concepto con el cuál nosotros vinimos a trabajar este cerro fue, de que nosotros trabajamos en familia, o sea trabajamos mis hijos, mi mujer y yo; y buscamos darle al tandilense y al turista lo que no encuentra en otros paseos de la ciudad. El que nos visite o recorre se encuentra fundamentalmente con un cerro en estado virgen, nosotros seguimos insistiendo que esto es cerro El Centinela, donde practicamente lo que hemos tratado de no hacer es impactar el medio, entonces a partir de ese concepto, trabajamos con luz diurna, o sea no nos interesa la noche, la 
noche no es para los cerros, la noche es para la ciudad, no hacemos construcciones que afecten al medio; nosotros todas las construcciones que hemos hecho son adobe, con chapa sin color, como lo son coloradas o negras, no usamos carteles
 comerciales de ninguna especie lo que nos implica un mayor costo, y todo esto para que el único color o el color predominante del cerro sean los colores de la naturaleza; bueno los colores se van variando con la época del año, como ser ahora tenes el amarillo del aromo, en otoño tenes el color ocre de las hojas que se caen con el contraste verde de los pinos.
El concepto por el cuál nosotros vinimos acá, fue  de mantener el cerro como un cerro, de mantener el lugar de origen del tandilense, porque Tandil es una sierra.

¿Que se brinda al turista  gastronómicamente?
Ofrecemos todo lo que es repostería de sierra; quesos, salamines, dulces  caseros, alfajores, tortas caseras, todo esto se realiza aquí y se puede comprobar mediante su etiqueta. Brindamos también la parrilla donde se da además de carnes, poseemos un horno de leña en el cual se cocina papa, batata y zapallo que se sirve con cáscara.

¿Qué extensión tiene el predio?
Contamos con dos hectáreas y media, de las cuales se ha agotado cerca del 70 % entre playa de estacionamiento, caminos de acceso, plaza de juegos y el parador; existe una reserva natural en la cual se preserva al lagarto y la víbora.

¿Cuál es el proyecto más cercano a concretar?
Sería la incorporación de una aero silla, que arrancaría dónde comienza la bajada de la piedra, recorriendo alrededor de 600 metros sobre el gran pinar que se extiende a orillas del predio, pudiendo apreciar el cerro Monte Cristo y el Abra de Manantiales; en el punto de culminación de su recorrido se emplazará una confitería con una vista inigualable. Se estima su inauguración para fines de año.

¿Que le diría Ud. al turista?
Que cuando se acerquen a Tandil van a encontrar sierras que permiten llegar a su cima, recordando que Tandil no es solo el Parque, el Calvario, el Lago del Fuerte y el Centinela; sino que hay otros lugares como Cerro Leones, Gardey, Vela, Cerro de la Virgen, a los cuales se accede por caminos de tierra en buen estado, internándose en la campiña observando los excelentes sembradíos. Visite Tandil y conozca las sierras más antiguas del mundo. 
Magazine Producciones 

Back to this issue's index - Volver al índice de este número

Back to Tandil Magazine - Volver a Tandil Magazine
Back to Tandilnet - Volver a Tandilnet